Psicología · Intervención adultos, infantil y familiar

Terapia familar

La terapia de familia puede ayudar a la gestión de conflictos, a la mejora en la comunicación entre los miembros del sistema familiar o a la consecución de acuerdos que mejoren la convivencia y fortalezcan el vínculo entre todos.

Hay momentos evolutivos en los que es necesario un ajuste de las expectativas, tareas o responsabilidades, así como la revisión de ciertos eventos pasados que requieren una reparación, en los que la terapia familiar puede ser un buen punto de apoyo para la toma de conciencia y la comprensión de los distintos puntos de vista personales que enriquecen las relaciones familiares.